NOISE MAGAZINE

No eres tú, es la industria

Por Alina Tijerina

Levanta la mano si alguna vez te has sentido discriminado por la industria de la moda. Creo que no hay nadie exento de esto, inclusive me atrevo a decir que, en algún momento de nuestras vidas, todos hemos tenido el sentimiento que la industria nos excluye. La verdad es que este hecho existe debido a la batalla que tenemos con las imágenes que nos persiguen a diario; el ángel perfecto de Victoria’s Secret, Kendall Jenner y Gigi Hadid en un yate en Ibiza y prácticamente todos los anuncios publicitarios que la industria utiliza. Este estereotipo de belleza que nos han presentado ha creado una necesidad por pertenecer inmensa y ha generado una inconformidad con nuestro cuerpo que ha sido difícil de sobrepasar. 

Resultado de imagen para body positive gif

Bendito sea el 2018 que ha generado tantos movimientos sociales para crear el cambio que añoramos. Esa transformación de la perspectiva del cuerpo humano que nos ha llevado de consumir de manera aspiracional a comprar productos en lugares donde nos aseguran que, no importa cómo nos veamos, ellos tienen algo para nosotros. El ejemplo más fuerte que veo en este caso es el de la lencería. En lo personal, siempre tuve el sentimiento de que esa rama de la industria no era para gente como yo, era solo para aquellos extremadamente delgados, altos, tallados por los dioses, llámalo como quieras. Pero llega gente maravillosa como Rihanna que crean marcas como Savage x Fenty y nos recuerda que no hay límites en lo que nos podemos poner, solo hay ideas que los han falsamente pintado en nuestro interior. La marca de la artista ha causado grandes cambios en la mentalidad del consumidor hacia lo que “sexy” en realidad significa. Abre las puertas a todas las mujeres que deseen sentirse bien principalmente para ellas mismas y lo hace con distintas líneas para todos los gustos. Cuando la industria empezó a sacar ropa para tallas más grandes, lo hacía con precios igual de grandes; en el caso de Savage x Fenty, los precios son accesibles para todos, al igual que sus tallas. Si esto no es inclusión, no sé qué sea.

Resultado de imagen para fenty savage

Entre más veamos este tipo de cambios en la industria, veremos cambios en la sociedad y en la autoestima de los consumidores. Son marcas así las que les dan un pequeño abrazo a los clientes asegurándoles que todo estará bien siempre y cuando ellos se sientan bien en su propio cuerpo. El cambio que tanto habíamos buscado está aquí para quedarse. Ayudemos a que continúe creciendo la aceptación a la belleza de las variaciones del cuerpo humano.

Instagram: @Alinatijerina