Las Brillantinas: una red de creadoras que lanza mucho glitter para que no nos callen nunca

Las Brillantinas: una red de creadoras que lanza mucho glitter para que no nos callen nunca

Las Brillantinas: una red de creadoras que lanza mucho glitter para que no nos callen nunca

Las Brillantinas: una red de creadoras que lanza mucho glitter para que no nos callen nunca

Las Brillantinas: una red de creadoras que lanza mucho glitter para que no nos callen nunca

Por Claudia AguilarEn agosto de 2019, cientos de morras tomaron las calles de la ciudad de México. Furiosas y con dolor, alzaron la voz para exigir un cese a las distintas formas de violencia cometidas de manera cotidiana hacia las mujeres. Como forma de protesta ante la inacción de las autoridades, una manifestante lanzó glitter rosa al Secretario de Seguridad Ciudadana, Jesús Orta.

Esa diamantina se convirtió en un símbolo de las protestas feministas y también, en inspiración para el nombre de Las Brillantinas, una colectiva que se originó en el Museo Universitario de Arte Contemporáneo de la UNAM para compartir en Instagram proyectos de arte feminista y LGTBQ+.

Su idea ha sido desbordar el potencial de nuestros cuerpos y pensamientos, desde el motor del cuidado, el disfrute y la creatividad. Y así, con ese detonante “producir una cohesión feminista para cambiar las reglas y estatutos del mundo feminicida”.

Fuimos al MUAC para charlar más con su coordinadora Natalia Millán, sobre este espacio digital en el que podemos encontrar desde tips para crear nuestros propios proyectos, hasta horóscopos y periódicos murales que recuerdan a creadoras de todo el mundo y de diferentes áreas, como Agnès Varda, Judith Butler, Yoko Ono o María Félix.

Hola, Natalia. Platícanos por favor sobre el nombre de la colectiva…

El glitter se volvió un símbolo de la marcha feminista, en 2020. El glitter tiene mucho que ver con la idea del arte y de cómo somos las chicas. También tiene que ver con esta idea de pensar en algo brillante: la gente que hace cosas chidas para cambiar el mundo, que hace cosas chidas para protestar o que expresan cosas importantes a través del arte. Sus ideas son buenas, son brillantes. De aquí el nombre.

¿A partir de qué proyectos o ideas en las que estabas trabajando surgen las ganas de crear Las Brillantinas?

Estaba en dos proyectos que gestionaba desde la perspectiva de género y con un poquito más de consciencia sobre cuestiones queer y feministas. El primero fue “La librA y la rosA”, la primera feria de libro independiente feminista que existe en la UNAM y sucede aquí en el MUAC, cada año, dentro del Ferio del Libro y la Rosa.

Después, tuvimos un proyecto de lucha libre feminista, en donde trabajábamos con luchadoras retiradas que querían hablar sobre lo difícil que era vivir de este deporte después de los 40 años, porque no hay prestaciones en su trabajo y tampoco desarrollan otros oficios.

Conjuntamente lo comparábamos con lo artístico, como performático, y armábamos una función de lucha libre aquí en la explanada del museo. Era muy divertido.

La pandemia echo para abajo un poco toda esta gestión que teníamos. Cuando llegó la pandemia, mi idea con Las Brillantinas fue crear un espacio para no perder a todo este público que venía a los eventos.

¿Cada cuánto publican? ¿En la difusión de otros proyectos o artistas participa la comunidad que han creado en Instagram?

Tratamos de que cada 15 días haya una publicación. Compartimos videos, recomendaciones de libros, películas o canciones para dar a conocer proyectos y personajes que trabajan bajo la teoría queer y feminista. Hasta ahora hemos hecho 265 publicaciones.

Y hemos trabajado con Iurhi Peña, Citlali Potamu “Clara de Webo” y Betty Árbol, que son como brillantinas honoríficas. Con ellas hemos podido chambear una cuestión pedagógica. Iurhi Peña hizo un primer poster para brillantinas de su proyecto de Art Morras. Clara y Betty colaboraron en un club de dibujo que luego terminó en un libro para colorear. 

Este es un espacio abierto a la colaboración. Brillantinas nos va acercando a otros proyectos y se va creando una sinergia con otras colectivas y artistas. La colaboración ha crecido mucho.

¿Al principio solo eras tú? ¿Cómo se fueron uniendo más chicas?

La premisa del colectivo dentro del MUAC, con compañeras del mismo museo, es que queríamos tener un espacio en donde pudiéramos hablar de nuestros intereses feministas o queer. Y luego manifestarlas al exterior. Sobre todo, en pandemia que fue un momento muy duro en donde todas estábamos cuestionándonos un montón de cosas sobre la gestión y la cultura, porque, aparte, nos tocó entrar al mundo del internet rápido. Resolver rapidísimo nuestra labor que hacíamos en vivo y llevarlo a redes.

Entonces, empecé a pedir ayuda. Busqué a personas que hicieran su servicio social y le interesara trabajar con este proyecto. Llegaron muchas personas. Ahorita ya somos un colectivo de 12 personas.

Así nos empezamos a conocer. Muchas terminaron su servicio, pero seguimos colaborando y haciendo cosas como preparar publicaciones, coordinar los eventos que hacemos, difusión. Nos hemos repartido el trabajo. Varias también participan en los eventos que armamos, como este último de La Garra, en el que ya participaban, pero vendiendo o exponiendo sus cosas.

Y a propósito de La Garra Transgresora, cuéntanos de estos eventos en vivo que han surgido de la colectiva

La primera actividad de Brillantinas fue un club de dibujo que hicimos en línea. Luego, nos vimos en vivo y terminamos con una publicación que se llama Lápices furiosas. Es una compilación de dibujos de representan la inconformidad ante el contexto hegemónico y la intención de cambiarlo.

El segundo fue La Garra Transgresora, una serie de actividades pop-up en la que participaron artistas y diseñadorxs que trabajan el tema de la moda, los objetos y el arte, en combinación con el reciclaje y la sustentabilidad.

¿Qué más viene para Las Brillantinas?

¡Uy! Viene la presentación de nuestro libro para colorear, Lápices furiosas. Yo creo que será a principios del año que entra (2023). También viene la 5ta edición de la feria de libro feminista. Será en abril. Por cierto, vengan a visitarnos y a conocer el proyecto. Acérquense a nosotras si tienen algún proyecto editorial. 

Por último, ¿qué consejos le darías a las morras que como tú también quieren crear, hacer algo propio desde el arte?

¡Háganlo! ¡Vale la pena! Trabajen con sus amigas. Es súper importante la difusión entre nosotras y darnos apoyo, en redes sociales puede ser muy fácil. Y pues solo láncense a hacerlo.

Háganlo en internet, pero también en vivo: publiquen con sus amigas, cualquier cosa puede hacerse un libro. Hagan ropa, pinten paredes, hagan videos.  Cualquier forma de expresión es importante para que no nos callen nunca.

¡Sigue a Las Brillantinas en Instagram para no perderte de sus próximos eventos!

¡COMPARTE!

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
On Key

Related Posts